Lunes, 09 Julio 2018 16:15

La cuenta corriente registra un déficit de US$124.2 millones en el primer trimestre

Escrito por Dinero
La cuenta corriente registra un déficit de US$124.2 millones en el primer trimestre Referencia

El déficit de la cuenta corriente de la balanza de pagos, que ascendió a US$124.2 millones durante el primer trimestre de 2018, fue uno de los menores respecto a similares períodos de los últimos 5 años, informó el Banco Central de Reserva.

El Salvador registró un crecimiento de los superávit en las cuentas de servicios de 10.4% e ingreso secundario (0.4%), los cuales llegaron a US$196.1 millones y US$1,230 millones,  respectivamente. Por su parte, el país registra un saldo de la balanza de bienes de -US$1,195.9 millones e ingreso primario por -US$354.4 millones, que aumentaron 9.6% y 27.2% respectivamente.

La mayor importación de mercancías incidió en el mayor déficit en la cuenta de bienes, impulsada principalmente por los bienes intermedios, dentro de los cuales se ubica la factura petrolera que alcanzó US$369.1 millones, superior en 39.2% a la del año anterior.

Por otra parte, los pagos de dividendos por US$130.8 millones, utilidades reinvertidas de la inversión directa por US$74.4 millones y pago de intereses del Gobierno (US$140.4 millones) y de los otros sectores (US$27.2 millones) influenciaron el desempeño de la cuenta del ingreso primario. 

Los débitos o pagos de la inversión directa crecieron US$43.2 millones, mientras que los vinculados a la inversión de cartera y otra inversión se elevaron US$33.3 millones en conjunto. Las alzas en las tasas de interés internacionales, así como por el mayor endeudamiento externo de los agentes económicos incidieron en estos resultados.

La cuenta de capital alcanzó un superávit por US$27.1 millones, de los cuales el 21.1% fue destinado a transferencias al Gobierno y el 78.9% restante, principalmente al sector privado. Dentro del sector privado, US$6.9 millones fueron captados por los hogares. La cuenta financiera, por su parte, registró un saldo neto negativo de US$114.9 millones, producto de una disminución tanto en los activos externos netos por US$193 millones como de US$78.1 millones en los pasivos netos.

Dentro de los activos netos, influyeron las disminuciones observadas de los activos de reserva por US$172.6 millones, de la inversión de cartera por US$50.3 millones y de la otra inversión por US$15.7 millones; únicamente los activos de inversión directa presentaron un incremento con valor de US$45.5 millones.

Los pasivos mostraron pagos netos al resto del mundo por US$78.1 millones principalmente debido a una disminución de US$362.4 millones en la otra inversión. Los pasivos de inversión directa, por el contrario, registraron un incremento de US$284.3 millones, siendo esta la cuenta que más contribuyó al financiamiento del déficit de cuenta corriente.

En términos netos la inversión extranjera directa que ingresó al país tuvo un valor de US$238.8 millones.