Martes, 23 Febrero 2021 10:10

Digestyc informa que El Salvador registró inflación negativa en 2020

Escrito por
Digestyc informa que El Salvador registró inflación negativa en 2020 Cortesía/Internet

Un trabajo investigativo de la Dirección General de Estadística y Censos reveló que el comportamiento del Índice de Precios al Consumidor (IPC) respecto a noviembre 2020, que fue de una variación mensual de 0,20%, se explica principalmente por las alzas de 0,42% en Alojamiento, agua, electricidad, gas y Otros combustibles y 0,75% en Muebles, Artículos para el Hogar y la Conservación Ordinaria del Hogar

El comportamiento mensual de precios desde diciembre 2018 a diciembre 2020 muestra en este último mes un aumento de precios, dicha alza se debe principalmente al aumento de precios en alquiler de vivienda, gas propano, muebles y accesorios para el hogar, lo que incidió directamente en el IPC, destaca el documento.

En diciembre de 2020 las variaciones positivas de precios en nueve divisiones impulsaron una inflación mensual a la alza, sobresaliendo Alojamiento, Agua, Electricidad, Gas y Otros combustibles con 0,42% y Muebles, Artículos para el Hogar y para la Conservación Ordinaria del Hogar con 0,75%, motivado por el alza de precios de alquiler de vivienda, gas propano, muebles y accesorios para el hogar, precisa el reporte oficial.

Otro dato que rescata Digestyc, es que el costo promedio de la canasta básica alimentaria (CBA) en la zona urbana en El Salvador se mantuvo por arriba de $202 en 2020, el valor más alto de los últimos 19 años.

La institución, una división del Ministerio de Economía (Minec), registra el costo mensual de la canasta básica urbana y rural, un indicador que se utiliza para medir la pobreza extrema y relativa de los países pues permite identificar la capacidad económica de los hogares de comprar los alimentos necesarios para desarrollar una actividad.

La CBA es la ingesta de calorías mínima necesaria para realizar un trabajo y en El Salvador se calcula el precio de la ración diaria por persona para obtener el costo mensual. Se elabora a partir del valor del pan francés, tortillas, arroz, carnes, grasas, frutas, verduras, leche, entre otros alimentos.

Los datos actualizados en 2020 indican que el promedio anual de la CBA urbana se colocó en $202.59, el valor más alto en el registro de la Digestyc que data de 2001. Esta cifra es también $2.59 (un 1.29 %) superior a la registrada en 2019, en $200.

Los datos de la Digestyc confirman que 2020 fue el segundo año consecutivo en el cual el costo de la canasta básica se mantuvo superior a los $200.

El valor de la CBA urbana comenzó el 2020 por arriba de los $200, pero sufrió un fuerte incremento en mayo y junio hasta llegar a $211.44. En ese momento, los comerciantes de frutas y verduras de La Tiendona, el mayor centro de abastecimiento de El Salvador, advirtieron alzas de hasta 30 % por dificultades para importar luego que se redujo la mano de obra agrícola en Guatemala y Honduras por miedo a contagiarse.

Las estadísticas de la Digestyc muestran incrementos en la ración de pan francés, tortillas, leche fluida, frijoles, y verduras. En las carnes, huevos, arroz, azúcar y frutas el costo mostró ligeras bajas o se mantuvo.

El incremento en el costo de los alimentos elevó las alertas de que más familias salvadoreñas caerían en pobreza, pues las mayores alzas se observaron durante el confinamiento implementado desde marzo a agosto y que obligó a paralizar el 80 % de la economía, incluyendo el sector informal que vive de ingresos diarios.

En septiembre el costo comenzó a mostrar descensos y en diciembre cerró en $198.14, el segundo precio más bajo en todo 2020. La Digestyc documentó que el valor del último mes del año pasado se redujo $2.4 contra los $200.54 pagados en noviembre.

El costo de coacción (gas propano) promedio aumentó el año pasado, al pasar de $1.78 en 2019 a tener un valor de $1.81 en 2020. Este producto es importador por El Salvador.

Por su parte, el costo promedio de la canasta básica rural se posicionó en $144.95 en 2020, equivalente a $0.56 inferior al promedio de $144.39 reportado en 2019.

Al igual que ocurrió en la región urbana, los alimentos en las áreas rurales se encarecieron entre mayo y junio, pero luego comenzaron a bajar en los últimos meses del año hasta cerrar en diciembre con el costo más bajo de todo 2020.

Modificado por última vez en Martes, 23 Febrero 2021 10:22