Jueves, 28 Marzo 2019 18:20

Organización de trabajadores denuncia falta de voluntad en el Gobierno para mejorar la rentabilidad de ahorros para pensión

Escrito por Redacción Dinero

En 2017 y en 2018, una serie de modificaciones legales dejaron la obligación de asegurar mejores ganancia para el ahorro de los trabajadores, con el cual alimentarán su futura pensión.

El Comité de Trabajadores en Defensa del Fondo de Pensiones (COMTRADEFOP) denunció que desde el Gobierno, y en particular desde el Banco Central de Reserva (BCR), hay poca voluntad para lograr que estos ahorros puedan crecer en su rentabilidad con una oferta más variada de opciones para invertir.

En los fondos de pensiones están reunidos los ahorros de todos los trabajadores, con los que esperan poder financiarse una pensión digna. Para lograrlo, es importante que esos fondos crezcan con las cotizaciones (los descuentos del salario, por ejemplo) y con inversiones que hacen las AFP que generan ganancias.

Las modificaciones y decretos aprobados en 2017 abrieron las puertas crear cuatro fondos, de los cuales, están operando dos: el de retiro (para cotizantes menores de hasta 35 años) y el conservador, para los de mayor edad. Entre la creación de un fondo y su puesta en marcha, hay muchos pasos que se deben seguir.

Para incorporar más fondos u otras alternativas para hacer crecer el fondo vía rentabilidad, hace falta que se reúna el comité de riesgos, una entidad formada por representantes del Gobierno, entre ellos el Banco Central de Reserva (BCR), la Superintendencia del Sistema Financiero (SSF) y el Ministerio de Hacienda. También hay representación de los patronos y de los trabajadores. De acuerdo al vocero de COMTRADEFOP, Ricardo Soriano, el BCR ha mostrado reticencia para mantener las reuniones del Comité de Riesgos y avanzar en las tareas que le corresponden.

Hasta el cierre de esta nota, no fue posible conocer la versión del BCR sobre esta inconformidad de parte del COMTRADEFOP.

Por otro lado, Soriano denunció que los papeles con los que el Gobierno capta recursos de los fondos de pensiones aún tienen una rentabilidad muy baja, de tal manera que no es posible generar mejores expectativas de pensión para los que siguen cotizando.